formula-1-en-gran-bretana:-sainz-sorprendio,-puso-a-la-ferrari-delante-de-verstappen-e-hizo-su-primera-poleDeportes 

Fórmula 1 en Gran Bretaña: Sainz sorprendió, puso a la Ferrari delante de Verstappen e hizo su primera pole

Bajo la lluvia, Carlos Sainz dio la gran sorpresa al lograr su primera pole en la Fórmula 1 y la primera de un español desde la de Fernando Alonso en 2012, hace una década. En el Gran Premio de Gran Bretaña, la Ferrari del madrileño se colocó por delante de Max Verstappen, que parecía destinado a ser el poleman pero sufrió el final, y de Charles Leclerc, que compartirá la segunda fila con Checo Pérez. Lewis Hamilton, ocho veces ganador en Silverstone, confirmó las mejoras de Mercedes y fue quinto.

Alineados en fila india, los pilotos se calzaron los neumáticos intermedios y no se tomaron tiempo para salir a rodar en la Q1 de la clasificación. Con un viento importante que hizo a más de uno moverse en la pista -incluido el heptacampeón inglés-, el primero en marcar tiempo fue Nicholas Latifi (Williams), aunque muy lejos -a cinco segundos- de Charles Leclerc, que clavó el cronómetro en 1:47.521 con la Ferrari, el mejor de los de punta en el arranque, incluso que su compañero Sainz, que terminó lejos, a más de dos segundos.

Sin embargo, faltaba que Max Verstappen saliera a hacer su vuelta lanzada y con récord en el último sector culminara con un tiempo de 1:45.743, que luego bajó casi tres segundos Leclerc (1:43.028). Pero, nuevamente, el neerlandés se deshizo de ese tiempo (1:42.814), lo que luego el monegasco mejoró en 685 milésimas.

La batalla estaba declarada y solo el tiempo diría quién iba a quedarse con la pole en Silverstone: el acumulador de poles este año (Leclerc hizo 6 en 9 pruebas) o el vigente campeón. O si, quizás, habría posibilidad de alguna sorpresa, como finalmente sucedió con Sainz y que intentó George Russell, quien por un instante se subió al primer lugar en la Q1, lo que Verstappen impidió en instantes con un tiempazo de 1:40.452 que ni Leclerc podía bajar (a 0.178).

Con esa lucha en el frente, y casi sin lluvia hacia el final de la primera parte de la clasificación, lo que quedó claro fue que Verstappen podía seguir sacándole rédito al Red Bull (1:39.129), que Mercedes y Ferrari le iban a dar pelea mientras pudieran y que habían quedado eliminados los dos Aston Martin (Lance Stroll, 20°, y Sebastian Vettel, 18°) y los dos Haas (Mick Schumacher, 19°, y Kevin Magnussen, 17°), además de Alex Albon (Williams), quien fue superado por un Nicholas Latifi (15°) que se metió por primera vez en el año en la Q2.

Las gomas verdes de lluvia no se fueron en la segunda parte de la calificación. Todavía con una llovizna, y con un pronóstico que decía que podía empeorar, Latifi se dio el gusto de hacer el primer tiempo cronometrado (1:45.161), aunque muy lejano de una clasificación a la Q3.

Sergio Pérez era el primero en hacer un tiempo digno 1:42.513, que no tardó en ser mejorado por un segundo por su compañero de Red Bull, Verstappen (1:41.486); que minutos después lo volvía a hacer pero con Leclerc, que había hecho un registro de 1:41.247 y era superado por 592 milésimas por el neerlandés (1:40.655). Mientras Latifi amenazaba con colarse en la Q1, en la lucha de los de arriba aparecía también Hamilton, segundo a 4 décimas.

Lejos de mejorar, la pista se puso cada vez peor, lo que le hizo un guiño al canadiense, que desde el décimo lugar logró clasificarse a la Q3 con los mejores, desplazando a los Alpha Tauri (Pierre Gasly, 11°, y Yuki Tsunoda, 13°), al experimentado Valtteri Bottas (12°, superado por su compañero de Alfa Romeo, el chino Zhou, por tercera carrera consecutiva), a Daniel Ricciardo (14°, McLaren) y a Esteban Ocon (15°, Alpine). Casi sin visibilidad, el registro que había conseguido tiempo antes (a casi tres segundos de Verstappen) le permitió a Latifi conseguir su mejor actuación en una clasificación de la Fórmula 1, a la que llegó hace dos años.

Allí, en la Q3, parecía que solo un milagro podría dejar a Verstappen sin pole y los más morbosos ya se imaginaban una primera fila del neerlandés con Hamilton, como en aquel GP en el que el neerlandés terminó en el hospital y el inglés festejó su histórico octavo triunfo en Gran Bretaña. Pero no fue así y Silverstone les tenía preparada una sorpresa a todos.

Ferrari eligió partir primero, por si las gotas volvían a presentarse, pese a que la condición de la pista en ese momento era la peor después del chaparrón de la Q2. Así, Sainz y Leclerc marcaron los primeros registros (1:51.022 y 1:50.297, respectivamente) y Zhou sorprendía con el “1” (1:49.454), ese que estaba destinado a Verstappen de no ser por un trompo que controló a tiempo para quedar a 1s878, al tiempo que Alonso era el mejor, con un tiempo de 1: 46.227.

Con autos sin poder aferrarse a la pista, Leclerc bajó lo hecho por el bicampeón español (1:44.844) pero no pudo con el neerlandés, quien tras quedar a 43 milésimas, en la siguiente vuelta marcó un registro impresionante de 1:42.996, que le permitió quedar primero a 254 milésimas de Hamilton, que otra vez asomaba la trompa de su Mercedes entre los mejores del día al quedar a solo 27 milésimas, sacándole la primera fila a Leclerc.

Pero faltaba un minuto. Sainz amenazaba con quedarse con la pole pero ni Leclerc ni Verstappen lo dejaban. El neerlandés marcaba un registro de 1:41.055, 243 milésimas mejor que el monegasco, pero el español reapareció con el acelerador a fondo y pura emoción para frenar el reloj en 1:40.983 y lograr su primera pole en la F1, la primera de un español tras aquella de Fernando Alonso en 2012.

Verstappen quedó a 72 milésimas y compartirá la primera fila, delante de Leclerc (a 0.315) y de Checo Pérez (0.633), mientras que la tercera será íntegramente inglesa con Hamilton y Lando Norris. Detrás quedaron Alonso, Russell, Zhou y el sorprendente Latifi.

“Fue una buena vuelta, estaba luchando mucho con el agua estancada. La pole vino como una pequeña sorpresa. El ritmo ha estado ahí todo el fin de semana”, dijo el poleman 104° en la historia de la categoría, que espera una largada con la presión tanto de Verstappen como de Leclerc en un Gran Premio que, si se parece a la clasificación, será apasionante.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Articulos relacionados