novak-djokovic-fue-detenido-en-australiaDeportes 

Novak Djokovic fue detenido en Australia

El tenista serbio Novak Djokovic fue detenido este sábado a la mañana en Australia. El gobierno del país oceánico considera que la presencia del número uno del tenis mundial “puede poner en peligro la vida y el orden civil al aumentar el sentimiento antivacunas y el desprecio por las normas del COVID-19” luego de haber ingresado al país para jugar el Australian Open con una exención médica y sin haber recibido siquiera una vacuna contra el coronavirus. 

Fue así como cerca de las 10 del sábado en territorio australiano (20.00 de viernes en la Argentina), el tenista, de 34 años fue detenido por las autoridades fronterizas australianas, luego de que le fuera revocado por segunda vez el visado, según informó CNN.

El ministro de Inmigración, Alex Hawke, había decidido este mismo viernes revocar por segunda la visa del deportista impidiéndole por el momento su participación en el Abierto de Australia. Se espera que el número uno del mundo pase la noche del sábado en detención previa a la inmigración, ya que su caso se está juzgando ante el Tribunal Federal de Australia.

La audiencia en la que se decidirá la deportación o la permanencia de Nole está prevista para el domingo, un día antes del día en el que está programado su debut en el primer Grand Slam de la temporada ante su compatriota Miomir Kecmanovic. Esta vez no se discutirá el procedimiento de los agentes fronterizos, sino los argumentos que tiene el gobierno del país oceánico para forzar su salida y devolverlo a Serbia.

“En un replanteamiento radical del caso contra la estrella serbia del tenis, el ministro de Inmigración, Alex Hawke, admite que Djokovic, que no está vacunado, entró en Australia con una exención médica válida y presenta un bajo riesgo de contraer el virus durante su estancia en el país y de contraer el virus durante su estancia en el país y de transmitirlo a otras personas debido a su reciente infección”, profundiza The Age acerca de los motivos de la decisión del gobierno que tiene como cabeza al primer ministro Scott Morrison.

Días atrás, el juez Anthony Kelly ordenó a los componentes de la Fuerza Fronteriza Australiana (ABF, según sus siglas en inglés), que liberen al tenista, al considerar que incurrieron en un comportamiento “irrazonable”, cuando cancelaron su visado por primera vez.

De acuerdo a lo publicado por la cadena CNN, las leyes australianas actuales hablan de que “todas las personas que arriban a territorio local deben vacunarse contra el coronavirus -algo que no hizo Djokovic-, a menos que tengan una exención médica”, dijo.

El serbio argumentó que podía ingresar al país porque el gobierno del estado de Victoria le había otorgado “una exención”, debido a que se había contagiado la enfermedad en diciembre pasado.

Sin embargo, el Gobierno Federal consideró que la infección previa con Covid-19 “no es razón válida para una exención”.

Durante la primera detención, Djokovic pasó algunas noches en el Park Hotel de Melbourne, que también alberga a distintos refugiados.

Los abogados del tenista impugnaron la resolución y ganaron la apelación el martes último, pero desde entonces surgieron dudas sobre el comportamiento de Djokovic, luego de dar resultado positivo de coronavirus el pasado 16 de diciembre.

En un comunicado publicado en las redes sociales días atrás, Djokovic reconoció “no haberse aislado” después de recibir un diagnóstico positivo, pero negó saber que tenía el virus cuando asistió a eventos públicos.

Independientemente de lo que ocurra, la organización del Abierto de tenis de Australia efectuó el pertinente sorteo del cuadro principal del certamen y ubicó al número 1 del mundo como máximo favorito, teniendo que medirse en la primera ronda con su compatriota Kecmanovic (78).

El estado de Victoria, sede de Melbourne, reportó hoy 34.836 contagios de coronavirus, con un récord de 976 personas hospitalizadas.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Articulos relacionados